Starboy fue el segundo álbum con más streams en su primera semana de la historia, mientras que Views, de Drake, se aferra a la medalla.

The Weeknd irrumpió en el N°1 del Billboard 200 con su álbum Starboy (editado el 25 de noviembre). Acumula un total de 348.000 unidades vendidas en la semana que terminó el 1 de diciembre, según Nielsen Music. Es el tercer debut más grande del 2016, siendo el primero Views, de Drake (1,4 millones unidades) y Lemonde, de Beyoncé, (653.000 unidades) el segundo. Del total de The Weeknd, 209.000 unidades fueron ventas físicas.

Esta es la segunda oportunidad en la que The Weeknd llegó a lo más alto del ranking, después de Beauty Behind the Madness. Originalmente, Starboy fue lanzado por los servicios de streaming y el CD llegó tres días más tarde. El álbum fue un boom en el streaming: obtuvo 117.000 streams en su primera semana y sus canciones suman 175,2 millones de reproducciones en total. Una vez más le pisa los talones a Drake: Starboy fue el segundo álbum con más streams en su primera semana de la historia, mientras que Views, de Drake, se aferra a la medalla. (tuvo 63.000 streams y las canciones sumaron 245,1 millones reproducciones). Ambos álbumes fueron los primeros en superar los 100.000 streams en su primera semana.

Mientras tanto, el movimiento de la última semana de los primeros 6 en el Billboard 200: en el N°2, Pentatonix subió 2 puestos con A Pentatonix Christmas (131.000 unidades, un incremento del 29%). Hardwired… to Self-Destruct, de Metallica, bajó del N°1 al N°3 (75.000 unidades, disminuyó 74%) y 24K Magic, de Bruno Mars, cayó del N°2 al N°4 en su segunda semana (73.000 unidades, 68% menos). El soundtrack de Moana saltó del N°16 al N°5 (66.000 unidades), siendo la marca de Walt Disney Record más alta en este chart desde que Star Wars: The Force Awakens llegó al N°5 en enero. Además hay otra banda sonora bajo la lupa: el soundtrack de Trolls se mantuvo en el puesto N°6 (53.000 unidades, bajó 1%).