Después de presentar “Te Va A Gustar”, con Alemán y ser la primera artista en cantar en inglés y español con Bizarrap en su Music Session #39, volvió a escena con el lanzamiento de “Qué Oso”, una vuelta a sus raíces mexicanas.

Por Santiago Torres

Comenzó su carrera artística hace más de una década, fecha en la que comienzan a aparecer sus producciones a través de plataformas digitales como YouTube. “La mexicana” se ha caracterizado por ser una representante del rap hispano pero con la particularidad de poder rapear y escribir en inglés, como deja claro en su tema “Bilingue”, por ejemplo, uno de los más populares de su recorrido.

El pasado 28 de abril, Claudia Feliciano – su nombre completo – formó parte de la serie de producciones a cargo de Bizarrap, las “Bizarrap Music Session”, y se convirtió automáticamente en un éxito tanto en la Argentina como en el resto de países hispanohablantes – hoy día con más de 97 millones de reproducciones en YouTube -. Fue la primera sesión en la que algún artista cantó en inglés por lo que también marcó tendencia para sesiones siguientes, como la de Nicky Jam.

Además de sus producciones musicales, Snow también cuenta con un podcast junto a su novia y su madre llamado “Everynightnights”, que se transmite los martes y jueves y dónde cuenta aspectos de su vida cotidiana y la relación de su familia con su carrera artística, entre muchos otros temas. “Me encanta poder hablar tan libremente de ser lesbiana, mexicana y rapera. Fue muy difícil al principio, sobre todo en la comunidad anglosajona. Pienso que lo agradecida que estoy con los fans me hace querer seguir haciendo más cosas sin parar. Se están pegando algunas de mis canciones así que estoy agradecida con todo”, cuenta.

¿Cómo es ser “la mexicana” y también cantar en inglés?

Todo lo que he estado haciendo durante todos estos años es lo mismo. Mucha gente piensa que tienes que cambiar, pero justamente lo que lo está pegando ahora es lo que hacía al principio. Siempre quise ser muy como soy, por eso estoy contenta de que lo honesto sea lo que me está llevando a donde estoy ahora.

¿Por qué elegiste el rap y no el pop?

Estoy contenta de que mi carrera ha sido siempre muy influenciada por el rap agresivo. Me gusta ser muy técnica y mis líricas con mis letras. Ahora estamos cantando un poco más y agregando el español así que me alegro de que por fin le guste a la gente.

¿Cómo manejás la explosión que tuviste en Sudamérica?

Pienso que siendo la persona que soy necesitaba que mi carrera fuera paso a paso. Fue muy bueno que no haya sido una explosión de repente porque eso trae muchos haters y muchas críticas de la mano. Tengo mucha ansiedad y depresión por lo que no me gustaría tener una ola repentina de haters porque no sé cómo podría manejar la situación. Qué difícil es para una mujer mexicana LGBT estar en esta carrera además, me ha llevado mucho tiempo porque me parece que soy única.

¿Qué sabés de las chicas argentinas?

No conozco a muchas realmente. He hablado con Cazzu, Nicki Nicole y algunas mujeres con las que pienso colaborar próximamente. Estoy trabajando con mucha gente y si ellos de verdad quieren trabajar conmigo, no soy difícil de encontrar.

¿Te manejás con la vibra del artista?

Exacto. Que tenga buena vibra, buena energía… No puedo estar pensando en que quizás este artista tenga beef con otro o haya tenido algún problema, tengo un hijo, mi familia… No necesito más que eso.

¿Sentís que el mundo en español está más unido en estos últimos años?

La cuarentena ayudó a colaborar. Puerto Rico y República Dominicana nos han enseñado al resto de los latinos a colaborar mucho más entre nosotros. Durante este último año nos hemos dado cuenta de que todos estamos en el mismo planeta y de que todos hemos sufrido el mismo lío de shows parados o cancelados. Pudimos ver qué fácil es mandar un mensaje directo a alguien y empezar a tener una relación.