El español lanzó su disco "30... y tanto", además de anunciar shows para el 30 de Mayo en el Quality Espacio de Córdoba y 5 de Junio en el Luna Park.

Dueño de una voz que te lleva sin dudar a Italia, pero con la bandera española bien arraigada en su ADN, Sergio Dalma celebra más de treinta años de carrera con un disco que es una especie de homenaje a su historia musical.

El disco 30 … y tanto es una celebración que incluye canciones como “Esa chica es mía”, que sigue siendo un hit indudable para aquellas personas que tienen más de 40, además de “Donna”, un dueto junto a Andrés Dvicio, y “Bandera blanca”, “Solo para tí”,”Bailar pegados”,”Bajito y al oído”, entre otros.

Sergio lleva muchos años viajando a Argentina, país que alberga a muchos amigos que lo han recibido desde el momento cero con calidez, compartiendo un buen momento musical, un buen vino o una buena comida, cosas que no pueden faltar para él cuando se da una buena relación.

Si no pedís la luna, ¿qué pedís?

No soy muy de pedir, estoy en un momento más de dar, de celebrar por este disco de 30 años. Es un momento de dar gracias a la gente por esa fidelidad y a los medios por el cariño y apoyo constante.

¿Qué cosas te hacen estar en la “gloria”? 

Disfruto mucho con mi trabajo, soy feliz con tan solo subir al escenario, compartiendo esos momentos, esas charlas, ese vino. En general como bien dice un amigo mío: “Soy un disfrutón de la vida” por lo tanto, muchos momentos que vivo a diario me dan “gloria”.

¿Levantaste la “bandera blanca” en algún momento de tu vida?

Si, soy una persona que, como decimos vulgarmente en España, me bajo del burro constantemente por buscar o pacificar una situación para armonizarla. Soy de estas personas que por una buena causa estarían flameando constantemente una bandera blanca.

¿Qué provocó en vos el hecho de volver a vivir en Girona?

Cuando uno se va de sus tierras es consciente que tarde o temprano volverá y al final volví porque quería estar cerca de mis padres y ese cambio es bueno para mí y para todos.

¿Cómo definís la palabra “mujer”?

La palabra mujer siempre estuvo muy presente desde mi infancia porque mis papas trabajaban y me cuidó mi bisabuela, una de las mujeres que más he querido en mi vida. Siempre he estado rodeado de mujeres, ahora tengo a mi manager que además fue mi pareja durante 9 años. Ella ha sido, es y será una de las mujeres más importante para mí. Y como si fuera poco, en la oficina son todas mujeres, aparecen en mis canciones y es el personaje principal de mi disco que es un homenaje a la mujer en cualquier clase social y de cualquier edad. Me considero un defensor de la mujer.

¿Cómo se cuenta “una historia distinta”? 

Adornándola, pero sin que pierda la esencia.

¿Qué cosas te gustan decir “bajito y al oído”?

Bueno no soy de contar muchos secretos, pero hay cosas que a veces contarlas en “petit comité” es mejor, es decir ” bajito y al oído”.

¿En qué momentos tuviste que empezar nuevamente?E

Siempre. Cada vez que saco un nuevo trabajo me gusta resetearme, empezar de cero, porque creo como dice la canción: “No me gusta estar en una zona de confort”, nunca me ha gustado. Me gusta arriesgar y es lo que el público espera. 

¿Qué se siente haber cumplido treinta y tantos?

Pues que por dentro estoy más joven que nunca, la carcasa ha cambiado por fuera pero por dentro estoy con mucho entusiasmo y ganas sigo teniendo la misma política siempre, es decir pensar que lo mejor está por venir y eso me hace estar muy activo.