Un nuevo dream team del underground se distancia de las búsquedas de sus proyectos previos y escupe un post-hardcore atravesado por ritmos africanos.

Tras la disolución de Tirapiedras, tres de sus integrantes se mantuvieron unidos: la bajista Marcela Lasbats, el cantante y guitarrista Gonzalo Rainoldi, y el baterista Octavio Bermejo. Inmediatamente se propusieron encarar un nuevo proyecto ya lejos del hardcore, en una dirección diferente a la que habían tomado en el pasado, ya fuese con el emo de Flores del Sol en los 90 o el skate rock de Amoeba en los 2000. Los ex-Tirapiedras sumaron a su sonidista Nacho Noceti en guitarras y al exbaterista del combo surf The Tormentos, Coco Rainoldi, en percusión. Esta conjunción de integrantes hizo que surgiera un sonido transversal que los llevó a tomarse su buen tiempo para componer antes de presentarse en vivo, una lógica prácticamente opuesta a la de cualquier grupo punk.

Esa mente y ese tiempo dedicados a cada canción hicieron que Sentidos Alterados lograra macerar un sonido puntual en el que confluyen distintas variables: desde la cruza de guitarras pueden recordar el trabajo de Quine/Julian en The Voidoids o el de Picciotto/MacKaye en Fugazi. Es decir que conviven distintos climas y sonoridades que van desde los arpegios entrecruzados del post-hardcore más laberíntico hasta cuelgues psicodélicos. Las guitarras descansan sobre las monolíticas bases de bajo que remiten al post-punk, pero su principal distintivo se reconoce en el exotismo de la percusión tribal que obliga a pensar al menos por un instante en el afrobeat: el ex-Tormentos despliega un desquiciado uso de maracas, panderetas y hasta cacerolas para tornar cada canción en un juego de baile lisérgico.

Sentidos Alterados logra mezclar diferentes géneros con sutileza, por lo que se evita quedar encasillada en cualquier estilo. En vivo se torna en un espectáculo primal y psicodélico. Los Rainoldi entregan una teatralidad hipnótica, el guitarrista gesticula con dramatismo al cantar y no duda en maltratar a su Rickenbaker, mientras que el percusionista cambia de instrumento constantemente. Lasbats parece arraigada al suelo, llevando el groove sin moverse de su lugar, Noceti responde a los agresivos riffs de guitarra de su compañero de la misma forma, mientras que Bermejo logra que todo se mantenga preciso.

Sentidos Alterados tiene dos EP: Ensayo primero, editado en casete por Revolution, y Vibró, que saldrá prontamente en vinilo por Inerme Discos, sello que planea también sacar ambos registros en un solo CD.