Después de tres conciertos por streaming unipersonales desde su casa, el próximo sábado 19 de septiembre vuelve a presentarse pero acompañado de Alejandro Oliva en percusión, Julián Semprini en batería, Coqui Rodríguez, guitarras, y Federico Arreseygor en teclados.

A través de plataforma de shows de streaming Suena en Vivo y desde el escenario de Sur en Vivo, un nuevo venue con tecnología y equipamiento de última generación para la realización de recitales, Pedro Aznar promete interpretar sus clásicos, otras canciones de distintos momentos de su discografía, tres temas inéditas del próximo álbum y una selección de los mejores momentos de su concierto A la carta 2020. Los tickets se encuentran a la venta a través de TicketFlash.

¿Decidiste que ibas a estar tan activo o solo las cosas fluyeron?

Mirá es la manera que estamos teniendo los artistas de estar comunicados con la gente y de mantenernos activos. Porque más allá del hecho de lo angustiosa que es la cuarentena en sí misma, el hecho de no estar produciendo o creando también le sumó una angustia extra a nuestro trabajo que es una de las industrias más golpeadas. Porque estuvimos entre los primeros que pararon y vamos a hacer seguramente de los últimos que van a retomar la actividad, así que esta posibilidad de los streamings es una alegría poder tenerla, poder estar en contacto con la gente.

Fuiste de los primeros que hizo este tipo de shows ¿quizás mostraste el camino?

Si, empezamos a hacerlo desde muy temprano. No sabíamos que respuesta iba a ver, cuánta gente se iba a enganchar a esta nueva modalidad, porque una cosa es hacerlo como una alternativa mientras todavía se está tocando en los escenarios como en otro momento que yo hacía algún Facebook Live para mostrar una cosa de mi casa para hacer una presentación de disco digamos. Eso era como un agregado. En este caso era el único modo posible de estar conectados, y de tocar y escuchar música y compartir. Me puso muy contento que funcionara y que la gente se sorprendiera tanto, los comentarios fueron tremendamente amorosos y generosos. Recibía después de cada concierto no menos de 3000 mensajes que leí a todos. Y me pone muy contento ver cómo la gente lo recibía y cuánto agradecía el acompañamiento que, en definitiva, fue un acompañamiento para mí también.

También fuiste uno de los primeros que demostró que la gente estaba dispuesta a pagar por estos shows ¿Creés que va a quedar este formato?

Creo que sí, porque permite otro tipo de comunicación, es un lenguaje distinto tiene su propia cualidad y creo que permite ciertas cosas de interactividad y una cierta inmediatez con la gente que en el escenario se da una cosa distinta. En un escenario pasa esa cosa gigantesca del volumen grande y de las luces y de la espectacularidad de un show que acompaña y viste a la música de una manera muy particular y que todos disfrutamos tanto.
Pero esto tiene su propio vocabulario y tiene la posibilidad de que la gente lo esté escuchando en su casa, en primera fila, mientras come con la familia, mientras se toma un vinito, y a pesar de que está mediado por una pantalla hay un ida y vuelta muy personal entre artista y el público. Y eso funciona de los de los dos lados, es una calle de dos sentidos. Y en cuanto al hecho de que fuera pago, en el último de los seis shows gratuitos (justo cuadró que fue el 1 de Mayo) hice una larga reflexión sobre el trabajo y sobre cómo la pandemia están impactando en el mundo del trabajo y particularmente en nuestro trabajo, el de los artistas, y de toda la gente involucrada. Hablé del hecho de que somos más de 500000 personas solo en Argentina que estamos afectados en la industria del espectáculo. La gente lo entendió muy bien y se solidarizó mucho. Y sentí que también tenía que tener una pata solidaria que alcanzarán más allá de mí: todo mi equipo técnico pasó a cobrar como si estuviéramos haciendo el show todos, a pesar de que yo estuviera solo haciéndolos en mi casa, y en todos los shows hubo donaciones para la Fundación Sí.

¿Qué vamos a ver el 19?

Va a ser un cambio de óptica porque se hace desde un escenario, con la banda completa y con producción como de estadio, con luces, con vídeo, y con toda la puesta que hacemos habitualmente tocando en vivo. Así que va a ser un vivo por streaming pero va a tener todas las características de un show en vivo. Además va a tener aspectos interactivos, que es un lindo agregado para que el hecho del streaming no quite sino que sume.

¿En cuanto a repertorio que nos podés adelantar?

Habrá música de muchas etapas de mi discografía. Voy a presentar tres temas inéditos, temas que todavía no están gravados que van a hacer el próximo disco. También seleccioné varias cosas que la gente había elegido cuando hicimos los primeros shows pagos que se llamaron A la carta 1 y 2, que la gente eligió unos repertorios preciosos, entonces quiero que en este show también estén.