Cómo la artista dominicana le rinde tributo a la maternidad y rompe prejuicios en su segundo álbum junto a productores y cantantes que mantienen la esencia latina a nivel global.

La artista dominicana acaba de ser madre de su primera hija junto a Rafael Antonio Pina Nieves a la que bautizó Vida y lanzó su segundo álbum. El trabajo incluye colaboraciones con Maluma, Becky G, Justin Quiles, Miky Woodz, Fran Rozzano, Nio García, Farina, La Duraca, Prince Royce, Mambo Kingz, Slow Mike, Bassjackers, Dimitri Vegas & Like Mike y la argentina Cazzu. Ritmos urbanos, pinceladas de electrónica y fortalecer el sonido vocal que había desplegado en singles con otros artistas, fueron los pilares de Nattividad, un álbum que acompaña a Natalia Alexandra Gutiérrez Batista en una de las etapas más importantes de su vida: la maternidad. “Hice las canciones en una etapa de mi vida muy difícil al principio, pero que luego se tornó demasiado hermosa”. 

Por Josefina Armendariz, Florencia Mauro y Santiago Torres.

A una semana de lanzar su segunda obra y a cuatro meses de ser madre, Natti Natasha se siente feliz, estable y completa. En sus palabras, la experiencia materna y este nuevo álbum dieron lugar a “una vida completamente nueva”. El sucesor de Illuminnati es un trabajo con 17 canciones que cuenta además con la participación de productores más populares de la escena latina como Tainy, Rudeboyz, Sky Rompiendo, Luny Tunes, Edgar Barrera, Dímelo Flow, DJ Luian, entre otros. La artista también convocó al ícono del reggaetón, Daddy Yankee, para colaborar en composición y producción.

Natti Natasha es una de las mujeres con mayor impacto en la industria de la música latina. Actualmente, la dominicana permanece en el Billboard Argentina Hot 100 con su colaboración “Ram Pam Pam” junto a Becky G, también parte de Nattividad, que se mantiene en el 39º del chart.

Considerada una de las embajadoras de la bachata, la artista tomó el rol de ejemplo y demuestra que la maternidad es compatible con los escenarios: “Nattividad es resultado de muchos sacrificios y momentos lindos a la vez”.

¿Por qué Nattividad?

El nombre es perfecto para todos mis proyectos paralelamente. El álbum, mi niña y este renacer de mí misma personalmente. Siento que resume todo lo que me ha pasado en estos últimos años porque definitivamente trabajar en un proyecto no es fácil y ha resultado en uno de los momentos más lindos de mi vida. Tener un bebé y trabajar a la vez no es fácil, pero cuento con un gran equipo de trabajo que gracias a dios lo ha permitido. 

¿Por qué priorizaste el reggaetón como sonido primario en el álbum?

Tengo la oportunidad de hacer muchas cosas y vienen nuevos proyectos, pero no hay nada mejor que el mundo latino. Nosotros tenemos lo que necesitamos. Nosotros tenemos energía, hacer ese reggaetón era algo que quería hacer, se sentía correcto y lo quería así. Siento que el resultado es el perfecto.

¿Cuál fue el aporte de los productores?

Yo tengo los mejores productores del mundo. Soy súper fanática de Daddy Yankee, que cumple ese papel en mi álbum, con Edgar Barrera, Chino y más. Todos supieron muy bien que yo no quería perder la esencia de Natti Natasha. Ahora más que nunca, yo estoy representando al género urbano, en un mundo en el que no iban a entender que yo también iba a ser mamá dije: “no vamos a perder la esencia de Natti Natasha” y me apoyaron. Trabajando con productores de esta índole, la ganadora soy yo.

¿Qué te generó el premio Billboard Salón de la Fama para Daddy Yankee? 

A DY todos lo tomamos como ejemplo. Su disciplina, su forma de ser, es un ícono, una leyenda viviente. Se merece la nominación, el premio y más. Ha luchado tanto. Todavía tiene la humildad de tener los pies en la tierra y siento que eso ya no se ve en estos tiempos. Es un ejemplo a seguir para muchos talentos que están surgiendo. 

¿Cómo incorporaste a tu hija en este momento?

Creo que ella me incorporó a mí. Ella me enseñó a tener mucho más balance en mi vida, en mi día a día, es como un organizar eterno. Siempre trato de balancear todo. Ella me ha organizado a mí, he aprendido mucho con ella. Era lo que me faltaba en mi vida. Me siento estable, feliz, realizada, me siento completa. Una vida completamente nueva.

¿Se puede ser mamá y artista full time? 

La realidad es que en todos los videos de Nattividad estoy embarazada. Los fans estaban esperando tanto un proyecto y yo tenía que darles algo completo, con audiovisual, todo. No sabía cómo iba a quedar después del embarazo. La verdad que nunca me ha gustado pausar mi carrera, a mí me encanta. No me gusta estar muy tranquila, sentada, y siento que es un ejemplo para mi hija ver que su mamá siguió trabajando, luchando, peleando por lo que ella quiere. Más que nunca tengo que respaldar este proyecto y que ella es parte de este proyecto. Gracias a Dios me dio la energía, no para todo el mundo es igual, pero dije “por si acaso no tuviera la energía después, voy a hacer todo lo que pueda antes”.

¿Cómo ves la posición de las mujeres en la industria?

Realmente hay un movimiento de mujeres que está tomando protagonismo en la industria. Sí, definitivamente, mucho más que antes. Las redes sociales fueron parte de eso, dieron la oportunidad a mostrar el trabajo con mayor facilidad.

¿Sentís que con Becky consolidaron ese movimiento al crear una colaboración juntas?

Yo soy pro colaborar. Siento que, de esa manera, uno siempre se mantiene a flote, uno mantiene el movimiento arriba, especialmente en las mujeres. Mantener un movimiento que antes no existía. Becky y yo fuimos la primera colaboración mundial donde dimos el ejemplo de que se puede ser exitosa aún así colaborando y de esa manera pudimos crecer y marcamos una diferencia. Soy de República Dominicana, la cuna del reggaetón, y siempre tomé como ejemplo la colaboración porque ahí colaboraron desde el inicio, antes que las redes sociales existan, veía las colaboraciones y esa unión siempre fue ejemplo para mí, siempre estuvo. 

¿Qué quedó de tus inicios cantando en la iglesia?

Fue mi formación. Fue eso lo que me llevé de Santiago, en República Dominicana. Todos los momentos de tu vida son muy importantes y son caminos que te llevan a lo que quieres ser. Dios es una parte esencial de la vida de Natalia Gutierrez.

¿”Un imposible amor” es un “cuento breve”?

(Ríe). Creo que es el cuento más largo que puede existir. Un cuento breve es ese amor que pensabas que iba a perdurar en la eternidad y se esfumó.

¿A veces cuando tenés “Un Imposible Amor”, necesitás que tu corazón se vuelva “Frozen”?

Hubo un momento en mi vida en el que mi corazón estaba “Frozen”, y fue calentando hasta estar como está hoy.

¿Y hoy cómo está?

Hoy mi corazón está completo. Hoy está vivo “Hasta que salga el sol”. Ya por fin siento que tiene lo que necesitaba.

¿Qué hacés antes de que salga el sol?

Antes de que salga el sol doy leche, me mantengo despierta más de lo que pensaba, sigo muy creativa en mi cabeza, puedo estar con la bebé en un brazo y pensando cosas para hacer.

¿Fue la colaboración con Maluma saldar una cuenta pendiente?

Hace muchísimo tiempo quería colaborar con Maluma. Es un artista tan querido, tan talentoso. Encontré mucha química, tenemos una linda relación hace muchos años, pero hasta que no estaba la canción perfecta no se daba la colaboración. En mi caso, tenía la maqueta, la composición de Edgar Barrera. Pensé que era el color perfecto para Maluma. Pero de ahí a que dijera que sí tenía que gustarle y conectar con ella. Él dijo que sí y fue una bendición. Siento que la dinámica de la canción es bastante interesante. 

¿Qué cosas no querés saber?

“No quiero saber” nada negativo. Esa es una canción que escogí, canté, interpreté, pero es especial porque tenía las maquetas de las otras canciones y cuando me enteré de que estaba embarazada, me tomé el atrevimiento de hacer más, hacer todo lo que yo quiera hacer aquí. Un día buscaba la manera de hacerla en español, pensaba que era una canción tan delicada que no quería dañarla. Quería que sea espectacular y diferente. Me grabé para las redes sociales y el mismo día me escribió Chino, un productor, con una canción para mí. Esa fue una luz divina, tenía meses dudando cómo hacerla, pensando cómo no dañar la versión original, y lo logré. La hice con “Hablando de Mí”, una canción un poquito descarada, me tomé el atrevimiento, me fui a mis tiempos de Nueva York. Hice muchas canciones que sentía que tenía que hacer ahora. 

¿Tu música refleja tus “crisis positivas”?

Es un arma de doble filo, cuando das todo tu sentimiento a las canciones por cosas que te han pasado, es como que volvieras a ese momento de tu vida. Esa es la única forma de sacar ese sentimiento e interpretar y llevar el mensaje que quieras llevar en la canción. Te da la oportunidad de expresarte y que las personas que escuchan conecten porque pasaron algo similar. Lo hice asunto mío, porque sabía que tenía que mantener mi esencia, lo comuniqué a todos. Daddy Yankee fue compositor, productor y una parte esencial y me entendió. Le dije: “Estoy embarazada y quizá allá afuera mucha gente no va a entender que sigo siendo Natti Natasha, aunque vaya a tener una criatura, pero en este momento es más importante para mí romper ese cliché y decir que puedo ser feliz en todas mis facetas porque voy a poder seguir haciendo música porque soy feliz”. Y mi manera de demostrar que soy feliz y de ser un ejemplo para mi hija es que yo nunca cambié quién yo soy. Como con mis fanáticos, para poder ser feliz para ella, necesito ser feliz yo también. 

¿Qué no puede faltar en una canción tuya?

Yo trabajo mucho en que mi esencia se mantenga. Creo que la gente conecta con mi esencia. Siempre soy Natti Natasha. Siento que las canciones resaltan porque es una bendición de Dios. Me preocupo mucho porque me gusten, no hago algo que no me guste. No importa qué género, qué color. Puede ser un reggaetón, una bachata, un dancehall, pero tiene que ser algo que me encante por completo.

¿Qué opinás de la legalización de la marihuana?

Es una decisión muy personal. Conozco personas que lo hacen por salud, y creo que mientras no les hagan daño a otras personas, está bien. Yo lo hice en un pasado, ahora mismo no, pero no me ha afectado. Definitivamente no voy en contra.

¿Qué mensaje querés dar sobre la música latina?

Que la música se trata de ser creativo, de hacerlo muy a tu manera. Esos días que me veían tímida era yo queriendo mostrar todo mi esplendor, pero sin saber si me iban a aceptar de la forma que yo quería. Como lo hice con este disco, aun estando embarazada, dije: “Voy a seguir siendo yo porque eso es lo que he implantado desde el primer día y es como siempre me van a conocer”, lo más transparente y real posible. Las canciones las hice en una etapa de mi vida muy difícil al principio, que luego se tornó demasiado hermosa. Con toda la energía del mundo, que sigan de la manera que van que esto se trata de seguir con disciplina, rajando la carretera, demostrando quién eres con buena música.