El baterista de la legendaria banda de New York se presentará en varias localidades de nuestro país para celebrar su gira XXXX. En la Ciudad de Buenos Aires, los shows serán el 2 de marzo en Vorterix, y el 10 en el Teatro Flores.

La relación entre los Ramones y nuestro país siempre fue especial. Ya sea con Dee Dee Ramone viviendo en Banfield o por los recitales de Obras o River: todo forma parte de la leyenda. Por eso, cada vez que alguno de sus miembros nos visita −aunque ninguno sea miembro fundador−, la llama inevitablemente se aviva. Antes de sus próximos conciertos −que lo tendrán el viernes 2 de marzo en Vorterix y el sábado 10 en el Teatro Flores−, Marky Ramone le contó a Billboard Argentina qué clase de show realizará y repasó algunos aspectos de la historia de los Ramones.

El año pasado no viniste. ¿Por dónde estuviste girando?

−Estuve en China, India, Australia, Croacia, Nueva Zelanda, España e Italia, así que estuve bastante ocupado. Es saludable tomarse un tiempo antes de ir a cada país, no podés ir todos los años, hay que tomarse mínimo un año y medio o dos. No está bueno sobreexponerse ni ponerse demasiado pesado.

¿Qué clase de show vamos a ver en Argentina?

−45 canciones de los Ramones. Es la cantidad más grande que cualquier miembro de los Ramones haya interpretado alguna vez, sea en banda o individualmente. Cuando estaba junto a Joey, Johnny y Dee Dee habitualmente hacíamos alrededor de 33. Y ahora mi banda hace 45.

La última vez que viniste, en el 2016, hiciste 40.

−Sí, y ¡ahora queremos hacer más! Pero lo hacemos bien. No estamos bebiendo, ni arriba ni abajo del escenario; lo hacemos de la forma que tiene que hacerse.

¿Qué es lo que más disfrutas cuando estás en Argentina?

−Esa es fácil: sin ninguna duda, los fans. La pasión, la calidez, la sonrisa que tienen en sus caras me hace sonreír. Te hace que quieras tocar mejor. El público argentino es uno de los mejores del mundo.

La industria hoy está dominada por el hip hop, el trap y los sonidos electrónicos. ¿Qué lugar ocupan los Ramones hoy en día?

−Cada año que pasa, la banda es más popular, así que no creo que las nuevas tendencias nos afecten en nada; los Ramones tienen su propia categoría. Nunca nos afectaron las idas y vueltas de lo que pasaba alrededor del mundo de la música. La lealtad de los fans de los Ramones nunca se acaba. Los Ramones son una alternativa. A esos géneros les va muy bien, a pesar de que a mí no me gusten, así que no podés cuestionar el gusto de otras personas.

Hace años que girás como solista. ¿Qué es lo que más extrañás de estar de gira con los Ramones?

−Johnny, Joey y Dee Dee eran mis hermanos, compañeros de banda, amigos; estuve con ellos muchos años, grabamos 10 discos de estudio, hicimos más de 1700 funciones juntos. Ellos murieron muy jóvenes y los extraño.

¿Incluso a Johnny, pese a todas las diferencias que tenían?

−Sí, teníamos nuestras diferencias, pero él se murió de cáncer… es algo horrendo. En ese momento, tenés que tragarte todas esas diferencias triviales y luego tirarlas por la ventana. Hay que soltar esas estupideces. Y no me refiero solo a bandas, sino a cualquier grupo o negocio: hay que dejar de lado las pequeñas diferencias cuando alguien está muriendo.

Ahora una pregunta más trivial. ¿Cuál es tu baterista preferido?

−Ringo es mi baterista histórico predilecto. Y de los actuales… ninguno realmente. No estoy impresionado con ninguno. Todos suenan igual, no hay más individualidad, pero igual mantengo mis oídos abiertos y espero que alguien aparezca. No me importa qué tan rápido toque o sus trucos, lo que a mí me importa es que me genere un nuevo sentimiento, que genere algo diferente desde la batería.

Los Ramones son una pieza clave en la historia del rock. ¿Por qué crees que la industria tardó tanto en reconocerles sus méritos?

−Todo lo nuevo es confuso. Los Ramones crearon un nuevo sonido que llevó tiempo reconocer y aceptar. Green Day, Offspring, Soudgarden, Red Hot Chili Peppers, Pearl Jam, fueron algunas de las bandas que tomaron piezas del sonido de los Ramones y nos reconocieron, y eso hizo que el público de esas bandas se acerque a nosotros y nos conozca.

***

Marky Ramone Tour Sudamericano 2018

1/3 – San Luis / Argentina

2/3 – Teatro Vorterix / Buenos Aires / Argentina

3/3 – Comodoro Rivadavia / Argentina

4/3 – Puerto San Julián / Argentina

8/3 – Villa La Angostura / Argentina

9/3 – Neuquén / Argentina

10/3 – Teatro Flores / Buenos Aires / Argentina

11/3 – Montevideo / Uruguay

15/3 – Santiago / Chile

17/3 – Lima / Perú