La cantante y bailarina oriunda de Granada estuvo de visita en Buenos Aires en el marco del lanzamiento de su segundo álbum La Niña, que cuenta con el single “La niña de la escuela” junto a TINI y Belinda, que lleva 17 semanas en el Billboard Argentina Hot 100.

Por Florencia Mauro y Julián Mastrángelo

Desde su nacimiento en 1992, Miriam Doblas, su verdadero nombre, se caracterizó por su cercanía a la música, el baile y el arte en general. Previo al comienzo de su carrera como cantante y artista multifacética, se desempeñó como profesora de baile, llegando a participar en musicales en sitios como China o Los Ángeles junto a artistas como Chris Brown, Miguel Bosé, Enrique Iglesias o Marta Sánchez, entre otros. 

En 2017 dio sus primeros pasos como cantante, llegando a participar del programa Operación Triunfo España, el afamado reality show internacional dedicado al crecimiento de promesas del mundo del entretenimiento. Sin embargo, no fue hasta 2018 que lanzó su primer single bajo el nombre de Lola Índigo, “Ya No Quiero Ná”, con el que logró ingresar al Top 50 de Spotify y que supera al día de hoy las 90 millones de reproducciones en su canal oficial de YouTube.  

Akelarre, su primer álbum de estudio se lanzó el 17 de mayo de 2019, incluyendo diez canciones originales como “Mujer Bruja”, junto a Mala Rodríguez; “Maldición”, con Lalo Ebratt o “Fuerte”, videoclip que cuenta a día de hoy con más de 13 millones de reproducciones.

Días atrás, vino por primera vez a la Argentina para promocionar su música e incluso aprovechó para finalmente presentarse en el escenario junto a TINI y María Becerra para interpretar “High Remix”, himno simbólico tanto de empoderamiento femenino como de unión transatlántica. Cortesía mediante, también hicieron juntas  “La Niña de la Escuela” en uno de los 22 shows que realizó la responsable del Animal Tour que se inició en el Teatro Gran Rivadavia de Buenos Aires y que funciona como inicio de las performances arriba de los escenarios de la artista argentina más escuchada en este momento en el mundo.

Con María Becerra fue la primera vez que se vieron en persona, ya que, si bien coincidieron en “High Remix” lanzada en el verano de 2020, debido a las restricciones de la pandemia no pudieron conocerse. “Recuerdo que una vez me salió “Dime Como Hago”, de María, en aleatorio en Spotify, y me volvió loca. No sabía quién era ella y empecé a seguirla al instante. Es un amor, es una persona cariñosa, generosa, muy humilde, talentosa… la amo”, dice sobre ella. “María pensó la idea del remix, lo comentó por arriba y durante la cuarentena le mandé un mensaje y le dije: ‘Si vas a hacer remix de “High”, yo estoy. Cuenta conmigo que te mando todo, ya se hasta lo que quiero hacer. En España va a ir de lujo‘”. A los días me escribió para decirme que TINI se había subido y me flipé, ya tenía pensada una colaboración con ella así que la verdad que estuve encantada”, recuerda.

Hoy estoy muy bien, súper, muy feliz de estar aquí en Buenos Aires”, abrió la charla con Billboard AR.

¿Sos muy perfeccionista con tus shows?

Soy muy controladora de absolutamente todo, es un problema que me tengo que quitar, vivo segura de que las cosas van a salir bien si se hacen como yo quiero.

¿Imaginabas esta repercusión de “La Niña de la Escuela” de los dos lados del océano?

Ni de coña. “Ya no quiero Ná” alcanzó el estatus de himno en España, fue muy importante para mucha gente. Salió en verano, tuvo un mensaje muy chulo y en la calle la gente me cantaba la melodía y ahora cuando me ven por la calle dicen: ‘’ella es la niña de la escuela’’. Estoy feliz porque lo he vuelto a hacer.

¿Se pueden hacer paralelismos entre tu historia y el disco? 

Sí, además es un disco muy variado, tiene R & B, reggaetón, twerk, pop punk y múltiples géneros y fusiones.

¿Te gusta dar “2 Besos” o “4 Besos”?

Por mi daría “4 Besos”, acá en Argentina me cuesta mucho acostumbrarme a dar uno solo, siempre quedo colgada con el segundo.

¿Jugabas con los Tamagochi?

Tuve, pero siempre se me morían porque soy un poco desastre para casi todo, los shows y los ensayos es lo único que domino.

¿Te dejan sin palabras cuando te dicen: ‘’No sé qué decir’’?

Una vez se me declararon, yo estaba borracha y yo ya quería besar y demás, pero esa persona me frenó y me dijo que le gustaba de verdad, que sentía cosas reales por mí y yo no sabía qué decir. Es muy raro dejarme sin palabras a mí, pero esa fue una declaración súper sincera que me revolvió todo.

¿Alguna vez algo te salió como el “Culo”?

Si, muchas veces, me he equivocado mucho. Debemos normalizar que los artistas nos equivocamos, tenemos derecho a hacerlo, a cambiar de opinión, a desafinar, a hacer lo que sea porque somos humanos, no somos robots, no podemos tener el control de todo.

Pero llegó Khea y salió un buen “Culo”…

Llegó Khea y salió un “Culo” increíble, estos días he conocido a la estilista que le hizo el look a él y hablábamos de lo impresionante que quedó el video. Amo a Khea, lo admiro un montón, le estoy muy agradecida y espero verlo pronto.

¿Cómo se dio el acercamiento con los artistas que colaboran en el disco?

Con Guaynaa nos hemos llevado bien desde que nos conocimos, nos la hemos pasado increíble en España. Somos como hermanos. Ahora sacamos una colaboración en su disco, nos queremos y admiramos mutuamente. Con Lyanno me hubiera encantado hacer el video de la canción porque la amo, pero al menos me queda un recuerdo con una artista que me encanta, su voz, su flow es lo más.

¿Tenes alguna “Calle” favorita?

El Paseo de los Tristes de Granada, pese a su nombre no es nada triste, es el lugar más bonito de Granada para mí.

¿Qué te hizo sentir el contacto con los fans de Argentina?

Mucha emoción, saber que escuchan mi música desde tan lejos es emocionante, Internet nos ha cambiado la vida y la pandemia me acerco a este país con “High Remix”, voy a estar siempre agradecida a María y a TINI.

¿El rosa te identifica con las niñas o con la inocencia?

Con la inocencia. No me gusta decir que el rosa es un color de niñas ni de niños, para mi es el color de pureza, inocencia, de Britney en “Baby One More Time”.

¿Cuál es la mejor lección que la música te dio?

Quizás que cada uno tiene su manera de hacer el arte y que todos resonamos y latimos de una manera diferente, todo es válido.

¿Pensás que es el momento de la canción en español? 

Sí, conviene aprovecharlo y hacer juntes con gente de fuera. Yo misma estoy intentando tirar cositas con gente que canta en inglés y me parece brutal. Es increíble que sea al revés y que ellos quieran colaborar con artistas que cantan en castellano, casi nunca fue así