El exlíder de Callejeros abandonó el penal de Ezeiza por orden del Juzgado de Ejecución Penal N° 1, que le concedió la libertad condicional.

En abril de 2012, después de que Patricio Fontanet se haya entregado a la Justicia, fue condenado a siete años de cárcel en Ezeiza por el incendio del 30 de diciembre de 2004 en el boliche República Cromañón, que ocurrió durante un recital de Callejeros. Murieron 194 personas y hubo varios heridos

 Ahora, por orden del juez José Pérez Arias, el cantante abandonó el penal y accedió a la libertad condicional, después de que se le haya reducido la pena por hacer algunos cursos dentro de prisión. Fontant era el último detenido por el incidente –el baterista Eduardo Vázquez fue condenado a seis años por Cromañón, pero también lo condenaron a cadena perpetua por asesinar y quemar a su esposa, Wanda Taddei, en 2010–. Los otros cuatro integrantes del grupo (los guitarristas Maximiliano Djerfy y Elio Delgado, el saxofonista Juan Carbone y el bajista Christian Torrejón) habían sido condenados a cinco años de prisión pero lograron abandonar el penal. Djerfy y Carbone tienen prisión domiciliaria, Delgado obtuvo la libertad condicional y Torrejón quedó libre de la causa.

Según comunicó Infobae, Fontanet planea retomar su puesto al frente de su banda Don Osvaldo, con la que grabó un álbum que fue publicado meses antes de que lo encarcelaran. Trascendió que el productor cordobés José Palazzo (Cosquín Rock) ya tiene diagramada una gira de regreso.