El Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos de la Nación le agregó cultura y arte a la muestra científica y tecnológica de Tecnópolis para federalizar su contenido y llevarlo a la provincias Argentinas.

Además de ser anfitrión de festivales de música como el BUE, el Nuestro o Maximus Festival, Tecnópolis es el espacio que el Estado argentino dedicó para la exposición de ciencia, tecnología y cultura. “A mi me gusta pensar que es una experiencia”, concluyó Hernán Lombardi, Ministro del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos de la Nación (S.F. M.P.C.). El predio es parte de la órbita de aparatos como el CCK, la TV Pública, Canal Encuentro y Radio Nacional, entre otros, que hacen al S.F. M.C.P.

Desde 2016, la feria científica y tecnológica sumo arte y cultura a sus contenidos para salir a recorrer el país. Tecnópolis Federal ya pasó por Salta, La Rioja, Santiago del Estero, Misiones, Santa Fé, Entre Ríos y Jujuy. Próximamente sus dinosaurios, stands de ciencia, muestras y escenario -que alojó bandas como Miranda!, Las Pelotas y Catupecu Machu– viajarán a Neuquén.

En sus ediciones federales ya recibió a más de cuatro millones de argentinos. “Si lo pensás así más del 10% de la población argentina pasó por el Tecnopolis Federal”, agregó Lombardi.

La idea de Tecnópolis Federal, ¿es una acción o política de construir sobre lo construido?

Bueno, dentro de este enérgico cambio cultural nuestro que proponemos dijimos mantengamos y mejoremos las cosas que estaban bien hechas. Tecnópolis es una buena idea, le faltaban cosas. Le faltaba, desde nuestro punto de vista, la dimensión del arte y la cultura. Tenía solo cientifica y tecnologica. Agregar arte y cultura completó una idea. Lo segundo, la dimensión federal. Cuando uno mira la argentina la ve tan centralizada en todo, centralizada en la parte económica pero también en la parte de la circulación de la información, de los bienes culturales. Es un país tremendamente centralizado. Entonces, el Presidente (Mauricio Macri) siempre le dice a cada funcionario que en cada acción que realiza tiene que ver como descentraliza la Argentina y usa la inversión del estado con un sentido auténticamente federal. Eso empezó el año pasado e hicimos Salta, La Rioja y Santiago del Estero. Y este año hicimos Posadas, Santa Fé y Paraná -que fue una edición conjunta- y ahora Jujuy. Pensa que con solamente los Federales tenemos más de 4 millones y medio de personas. Si lo pensás así más del 10% de la población argentina pasó por el Tecnopolis Federal. Si le sumas lo que pasa por Villa Martelli, bueno, son proporciones extraordinarias de una experiencia que es única en el mundo.

¿Tecnopolis Federal se les ocurrió antes de asumir?

El proyecto lo teníamos pero lo confirmamos en una reunión de la primera semana de febrero de 2016, al mes de asumir. Ahí fue donde le dijimos al presidente que con el mismo presupuesto con el que se hace Tecnópolis en Buenos Aires vamos a seguir haciéndolo en Villa Martelli y lo vamos a llevar al resto del país. Hoy estamos contentos de decir que se pudo hacer con el mismo presupuesto.

Le agregaron cultural y arte, eso lleva toda una curaduría de contenidos enorme ¿como se llevó a cabo el proceso?

Nosotros fijamos unos lineamientos de cómo queremos que se haga. Siempre es en diálogo con la cultura local, el proceso curatorial se hace entre la dirección del S.F. M.C.P. con los referentes culturales y públicas de la provincia en cuestión. En el último caso con el Ministerio de Turismo y Cultura de Jujuy. Siempre tiene que haber artistas locales, siempre tiene que buscarse la vanguardia y lo contemporáneo. El escenario debe compartirse entre las figuras consagradas y las jóvenes, de forma tal que una vaya apuntalando a la otra.

¿Se trabaja de manera sinérgica con el resto de los aparatos que componen el S.F. M.C.P.?

Si, eso es esencial. Se transmite en streaming y se graba para TV Pública, para Canal Encuentro y para DeporTV. Radio Nacional entra tanto en su versión Nacional Rock como Folklórica con su propio estudio móvil, cubriendo los recitales. Todo el Sistema de Medios es parte de lo mismo.

¿Como se manejan en lo discursivo para poder hablarle a los diferentes públicos generacionales que se acercan? Hay un gran porcentaje de Millennials dentro de los asistentes, por ejemplo.

Nosotros intentamos no solo interpelar a los Millennials, sino también podrás ver que en Buenos Aires estuvimos haciendo una importantísima acción sobre YouTubers. Es decir, también interpelamos y se busca un énfasis muy particular para hablarle a la Generación Z, de 14 a 18 años. Por eso te decía, vanguardia y contemporaneidad. Cuando ves la grilla completa de contenidos hay un guiño muy fuerte hacia esas dos generaciones.

¿Cómo es el acuerdo con las provincias para llevar Tecnópolis?

Bueno, en este momento tenemos varios pedidos y eso muestra que es un éxito, es quizá el fenómeno social más interesante de Argentina. No solo en cuanto a cantidad de público sino en lo que pasa con la gente. A mi me gusta pensar que Tecnópolis Federal no es ni una muestra, ni un feria, ni festival, ni recital, es una experiencia. Ya tenemos en carpeta 45 propuestas de ciudades para las próximas ediciones. Hay algunas condiciones que nosotros ya hemos desarrollado, por ejemplo, pedimos que no haya no menos de 700 000 personas en un radio de 100 kilómetros. Porque sino no tiene sentido, esto demanda una escala. Además se trata de hacerlo en período escolar porque un pedido que se les hace a las provincias es el traslado gratuito de los chicos de lunes a viernes. Acá en Jujuy en estas dos semanas van a venir 135.000 chicos de primaria, es casi el 100%. Además, los chicos interesados se pueden registrar online y se les manda boletines de información de ciencia, cultura y tecnología cada 45 días.

¿Cuál es el objetivo?

Acá el gran equilibrio que nosotros buscamos es que sea atractivo y entretenido pero que no se pierda de vista su contenido cultural y científico. No es un parque de diversiones. Ese es el gran logro, que siendo un parque educativo consigamos entretener. Lo que más me emocionó que se escuchó decir fue: “Es gratis pero igual esta bueno.” La gente está acostumbrada a que porque sea gratis es malo y no tiene porqué ser así.

¿Cómo está parado el SFMPC con el resto de Latinoamérica?

Somos un Sistema de Medios muy potente que viene de un embate llamemoslo de la mala política, donde ha sido partidizado, propagandístico de la política de turno. Yo creo que un gran mérito es como vos venís acá y no vas a ver nunca presión de la política, aunque obviamente decís quién lo organiza. Es un logro importante, la gente se da cuenta que viene acá a compartir una experiencia. Fue esencial y necesario hacerlo.