El nombre de su nuevo disco, "Debut y segunda tanda", hace referencia a tres temas inéditos que "debutan" (“Quién no ha llorado solo", "En Defensa Propia" y “Cartas sobre la Mesa”) y cinco que son nuevas versiones de canciones que ya han interpretado otros artistas, su “segunda tanda”.

Hace exactamente dos años que “El Caballero de la Salsa” realizó el lanzamiento de Colegas, su última producción discográfica que salió al mercado en plena pandemia y, desde entonces, Gilberto Santa Rosa ha seguido consolidando su carrera entre estudios de grabación, colaboraciones y una exitosa gira por Estados Unidos y Latinoamérica. Ahora, tal cual lo había anticipado, está listo para presentarle al público su nueva producción discográfica, un trabajo de B2B Music, distribuida por Believe.

“Me considero un gran admirador de la buena música y es por eso que en este disco quise apostarle a algo diferente. Quiero compartir con el público algunas espectaculares canciones que he descubierto de otros colegas, pero en una nueva versión. Además, incluimos en el disco tres nuevos sencillos, completamente inéditos para continuar la tradición de presentarle al público una propuesta musical variada”, explicó el intérprete. Para el ganador de seis Latin Grammy y un Grammy, Debut y segunda tanda es un proyecto que representa un reto porque busca mantener su esencia, pero a su vez, adentrarse en nuevos ritmos. También es una producción que le dio la oportunidad de reunirse con dos grandes colegas quienes tendrán un espacio especial, pues en octubre se avecina una edición “Deluxe” del álbum con las únicas dos colaboraciones del disco: “For Sale”, con Carlos Vives, y “Si te Cansaste de Mí”, con Yolandita Monge.

“Todos mis proyectos son especiales porque tienen algo que los hace diferentes y dependiendo del momento en el que esté mi carrera significa aún más para las memorias. De Debut y segunda tanda, espero que el público lo disfrute tanto como los otros, que sigan bailando conmigo y que acepten esta propuesta con el cariño y respeto que siempre me demuestran. Es un disco para disfrutarlo con toda la familia y en cualquier época del año”, contó un emocionado Gilberto Santa Rosa.

¿Cómo viene ese Debut y segunda tanda?
Debut y segunda tanda es mi presentación, mi intento de volver a cautivar a la gente y emocionarlos. Este es un disco hecho con canciones nuevas, que son las que hacen su debut y reversiones que son las que hacen la segunda tanda, es una segunda oportunidad para canciones muy buenas a las que se me ocurrió hacerles una versión con mucho respeto hacia sus creadores.

Echaste las cartas sobre la mesa…

Están puestas las cartas sobre la mesa para que estén las cosas claras, de eso se trata. Su creador es Mucho Manolo, artista urbano, a mí me pareció simpatiquísima la canción y además la tome como una manera de revestir de actualidad y novedad mi trabajo.

También tenemos «For Sale» y podemos decir que hay muchos mensajes subliminales en las canciones para que a la gente le quede claro que la música tiene que salir al mundo

Agradezco que hayas notado eso porque se hizo con premeditación y alevosía, los títulos son el primer gancho para que a la gente le llame la atención un trabajo.

El tema con Carlos Vives es increíble, te llena de ritmo el alma porque tiene una gran mezcla de sonidos, está el vallenato, la salsa… Es una mezcla tropical total

Yo tengo cómplices para eso, tengo arreglistas que son muy buenos y me conocen muy bien a mí y al concepto que quería presentar, eso hace que una canción muy buena como esa tenga un tremendo traje para montarse.

Siempre has sido muy compañero y has reconocido a los artistas, nunca fuiste egoísta dentro del género y el ser colaboradores es algo muy propio de los puertorriqueños…

Siempre he dicho que yo respeto los rangos, la música tiene sus rangos y hay gente a la que yo le tengo muchísimo respeto, inclusive contemporáneos, porque uno siempre tiende a hablar de gente que llego antes que tu e hicieron el camino para que llegaras, eso lo respeto mucho, pero hay gente que es contemporánea a mí y yo le tengo muchísimo respeto, tanto del género que yo hago como de otros, no tengo ningún problema en admirarlos públicamente, si puedo trabajar con ellos mejor todavía porque me divierto y aprendo muchísimo de ellos. Ahora es mucho más fácil hacer ese tipo de trabajos, antes era muy complicado tratar de hacer un trabajo con otro artista.

Si nos vamos a tus inicios podemos decir que a tus 12 años ya armaste toda una agrupación de artistas de tu género y dos años después te convertiste en solista, fuiste dando todos los pasos lógicos de entrada…

La mejor época fue esa porque tenía cero preocupaciones, lo único que me importaba era no hacerle la vida imposible a los vecinos con el ruido de las latas y botes de basura que eran nuestros instrumentos en un principio. Yo fui un niño artista sin darme cuenta porque simplemente vivía la experiencia de hacer lo que más me gustaba hacer y eso me fue llevando hasta el momento en que decidí tomarme a la música como algo serio y me di cuenta lo bendecido que fui al haber entrado de tan chico a la música profesional donde se me abrieron puertas para grabaciones, cosa que era muy difícil para la época y la competencia era muy dura. Ya se hacen 46 años de eso y yo vivo la vida agradecido porque la música me dio todo, pude crear y mantener una familia, pude llenar mi sueño, pude conocer gran parte del mundo y gente espectacular en el camino.

De esencia un caballero, esa es la definición que yo te doy

Muchas gracias, yo agradezco eso porque tiene origen en mis padres y tengo que destacar que siempre recuerdo a mi madre porque siempre estuvo detrás de mi marcándome cosas importantes como el mantener la humildad, el respeto y una serie de valores increíbles que no solo me enseño, sino que los repasaba constantemente, de ahí nace todo eso y cree un respeto para la gente que todavía mantengo y me gusta defender.