El 6 de mayo, desde el escenario del Maximus, los clérigos metaleros presentarán su EP 'Popestar'. La influencia del pop y los límites de la escena pesada actual.

Para muchos, el sonido del conjunto sueco Ghost está lejos de ser de pura cepa metálica… al menos para los estándares actuales del género. Papa Emeritus III y los Nameless Ghouls parecen estar completamente de acuerdo. Los clérigos adhieren sin tapujos a la última tendencia en el ambiente: bandas (Mastodon y Opeth, por mencionar un par) que si bien tienen sus orígenes en el heavy, hoy se diferencian de ese sonido. Todavía retienen un resabio de la vieja escuela, que impide que su credibilidad pesada se diluya y al mismo tiempo los habilita a permanecer en la escena, incluso ante los ojos del fanático más cerrado.

Ya tocaron en el Lollapalooza y ahora se viene el Maximus. ¿Qué expectativas tienen?

El Lollapalooza estuvo bien. No fue tan extraño como la gente creyó que iba a ser. Igual, en un festival de metal siempre vamos a estar más cómodos. Estamos ansiosos; el público argentino siempre es genial. Va a estar bueno.

¿Qué tan saludable ves a la escena?

No sé, estoy satisfecho porque ya pasaron los días del nu metal y el emo-core, finalmente. Desafortunadamente, no soy muy fan de la música pesada de los últimos veinte años. Una vez que arrancó el nu metal, me hice alérgico a eso. Al mismo tiempo, últimamente venimos tocando en las giras con muchos grupos que de una manera u otra representan ese movimiento. Esa escena se está deteriorando, por suerte. No quiero decir que odie a las bandas, simplemente no me gusta ese sonido. En lo que respecta al heavy metal, soy más old school. Pero me gustan algunas bandas de ahora. Mastodon sigue haciendo música muy relevante, con huevos. Creo que Opeth es fucking increíble. Me gusta mucho Tribulation. Dentro de todo, hay muchas otras cosas para escuchar. En el pop está Sia, por ejemplo.

Están presentando Popestar, que tiene muchos elementos modernos fusionados con el rock tradicional…

Me gusta jugar un poco en las grabaciones. No importa de donde venga el elemento, sino que sirva para hacer una buena canción. Siempre es bienvenido. Creo que todos nuestros álbumes fueron hechos de forma similar: con un corazón y una mente abierta. Definitivamente no tengo intenciones de cambiar eso. Me gusta mezclar cosas y hacer ‘una comida de diez pasos’ variada, donde cada plato encaje con el resto, en un orden particular.

Mencionaste a Sia. En un futuro, ¿se ven haciendo música en ese mundo mainstream?

Me encantaría.

¿Dónde encontrarían un punto en común?

En el pop se arranca a partir de una melodía vocal. Es lo más importante de todo. La canción gira en torno a eso. Si no, no funciona. Sé, fácticamente, que así se compone en ese ámbito. Y sé también que al metalero promedio no le gusta eso. Esa es una de las diferencias más grandes que tenemos con la mayoría de los grupos de heavy metal. Y es la similitud entre Ghost y Sia.

Ghost  se presentará junto con Prophets of Rage, Slayer, Linkin Park y muchos más, el 6 de mayo en Tecnópolis en el marco del Maximus Festival. La tercera fase de entradas están disponibles a través de Livepass y van desde los $1550.