Será el sábado 14 de Septiembre en el Club Hípico Argentino de Buenos Aires.

La Freestyle Master Series, la primera liga nacional y profesional de freestyle, presenta su formato internacional donde los mejores de cada liga, es decir, los All Stars de las FMS de España, México, Chile y Argentina, se van a enfrentar en cuatro jornadas históricas para, solo uno, coronarse como campeón internacional de FMS.

Buenos Aires será la sede que acogerá a ocho de los mejores freestylers del planeta. Y de esta jornada, sólo cuatro saldrán clasificados rumbo a la gran Final Internacional de FMS.

Los participantes de esta segunda jornada internacional, serán los cuatro mejores clasificados de cada liga hasta la fecha 4 de cada país. Estos 16 clasificados irán a un sorteo, que determinará en cuál de las dos citas les tocará participar. Sólo ocho competirán en la fecha de Buenos Aires (los demás en la primera jornada de Valencia, España).

De esta manera, podremos disfrutar de cuatro batallas por fecha, donde cada ganador se asegurará su puesto en la FMS Final Internacional. Cuando finalicen todas las ligas, se volverán a clasificar los mejores 4 posicionados para las jornadas 3 y 4, en caso de que alguno ya tenga su lugar asegurado para la FMS Internacional Final, este honor lo ocupará automáticamente el freestyler que le sigue en la tabla.

Las entradas para el sábado 14 de Septiembre se podrán adquirir en la web de fmstickets.com, en Av. Santa Fe 4201 (Frente a Plaza Italia) -horarios de atención: abierto de lunes a viernes de 10 a 13hs y 14 a 19 hs- o en Av. Federico Lacroze 3455 (Esquina Alvarez Thomas) -horario de atención: abierto de martes a sábado de 10 a 13 hs y de 14 a 18:30hs-. 

Esta competición es la primera liga profesional de freestyle rap que se lleva a cabo en Argentina por segundo año consecutivo. The Urban Roosters y la Freestyle Rap Federation han reunido a los 10 mejores freestylers del país para que compitan en una liga única. Esta iniciativa acerca, todavía más, este fenómeno a convertirse en un deporte mental como ya ocurrió con el ajedrez o el Póker.