Para el fotógrafo Danny Clinch, 25 años atrás Shannon Hoon de Blind Melon tuvo una idea muy común en estos días: “Él quería que la gente lo conociera, que escucharan su música y entendieran la época en la que fue hecha”. Cámara en mano, el vocalista documentó toda su carrera, incluyendo los años previos a la formación de su banda. 

Pero en 1995, Hoon falleció por sobredosis de drogas. Detrás dejó montones de cajas con el material sin editar. “Él quería que se hiciese una película con eso cuando la banda se hiciera famosa y ‘todas sus memorias estuvieran perdidas’”, sostuvo Clinch.

Y eso es lo que está tratando de hacer. Después de recibir las cajas de cintas junto con la bendición de la familia, Clinch y su compañera Colleen Hennessy se dispusieron a editar las más de 200 horas de material para que la visión del difunto cantante finalmente salga a la luz. 

Pero para terminarlo, necesitan asegurarse los derechos de la música y de otros materiales de archivo, y esto requiere de financiación. Para conseguirla, lanzaron una campaña en Kickstarter, en la que se puede ver el tráiler de la película y contribuir para alcanzar los cien mil dólares que buscan.