Finalmente, el cortometraje Tongue Tied de Miley Cyrus no va a participar del Festival de Cine Pornográfico de Nueva York. Sus representantes retiraron el video de la programación, argumentando que fueron engañados respecto de la naturaleza del evento, y que la propia Miley nunca autorizó personalmente a que el video aparezca en ese contexto.

“No queríamos causar ningún daño a Miley o su imagen. Es como si estuviésemos en un festival de arte. Incluso aunque usemos la palabra porno, no somos una especie de festival de porno barato de Los Ángeles”, explicó Simon Leahy, el organizador del festival que se va a desarrollar desde el 27 de febrero hasta el 1º de marzo en Nueva York.

El cortometraje de la polémica fue dirigido por Quentin Jones, y muestra imágenes de Miley vestida con indumentaria típica de la práctica del sadomasoquismo.